Dilluns 09 Desembre, 2019
eyJsYW5kc2NhcGUiOiJNyVMiLCJwb3J0cmFpdCI6Ik3pcyJ9

    CDR: el ejército de la República?

    Hace unos meses, tuve la suerte de comer en casa de uno de los líderes del Comité de Defensa de la República del Eixample izquierda. Durante la pausa de la comida, estábamos mirando Tv3. Hablaba abiertamente de como los CDR habían paralizado el país el 8 de noviembre. CDR eran unas siglas desconocidas, qué se han dado a conocer por centralizar el activismo independentista en Cataluña. Ante los rumores publicados en la prensa, nos hacemos la pregunta, ¿qué son los Comités de Defensa de la República?

    Una idea de inspiración cubana

    En primer lugar es justo decir que los CDR son una estructura informal. Actualmente hay una estructura central, sintetizada en el Twitter homónimo. No existen ni como partido político, ni como asociación. Su nombre se inspira en los Comités de Defensa Revolucionarios de la Cuba socialista. Amnistía Internacional los define así: “movilizar la gente para defender la revolución y las conquistas del socialismo”. Constituyen la organización de masas más grande de Cuba y existen en todos los barrios, en la tarea colectiva de vigilancia contra la actividad contrarrevolucionaria. Actualmente tienen en La Calle, revista de la gente, su órgano oficial. Es evidente que las funciones de los CDR catalanes y cubanos son radicalmente diferentes. Pero comparten la organización interna (según ha podido confirmar Revista Mirall) y el espíritu.

    El nacimiento de la auto organización

    Los comités de Defensa de la República nacen en torno a la izquierda radical independentista aprovechando la ocupación de la Universitat de Barcelona a finales de septiembre de 2017. Allí surge la idea de organizar células autónomas con un fuerte mando centralizado. Los cuadros de las diferentes juventudes políticas en un primer momento se ocuparon de la organización, siempre en colaboración las unas con las otras. La idea bajo la que se hicieron, era la siguiente. El mando central tiene que ser capaz de dar una consigna y que miles de militantes en diferentes puntos del territorio la ejecuten, con un ancho margen de autonomía. El objetivo tenía que ser que se abrieran los colegios y se pudiera votar. Esto se tenía que hacer sin que hubiera violencia por parte de los manifestantes. Los CDR pues, eran herramientas que ejecutaban sobre el terreno las consignas dadas y su capacidad de decisión independiente era la de cómo llevarlas a cabo sobre el terreno. No discutir las mismas consignas.

    De este modo, se idea que durante el fin de semana previo al 1-O haya militantes que puedan ser los ojos de las organizaciones independentistas y que hagan de enlace entre los colegios ocupados. En un primer momento la consigna era la de ser invisible. Ni dejarse identificar por la policía, ni hacerse notar. El día 1 el objetivo era defender el colegio (donde se votaba). En este punto, las únicas juventudes independentistas que no participaron, fueron las JNC, que hicieron sus propios comités y tenían su propia red de información. Los CDRs en un primer momento son formados por jóvenes militantes de Arran y  JERC principalmente. Para sumarse otras con el paso de los días. Como también gente independiente, que, con la desmovilización de la ANC y Òmnium ha visto en este grupo, una organización que da salida a sus ideales.

    Su mito fundador es la defensa de los colegios electorales del 1-O. Aquel día, en cada colegio se pudo ver un encargado del Comité que supervisaba los trabajos de defensa del colegio y organizaba las acciones de no-violencia que se llevaban a cabo. A la vez eran el contacto centralizado de las diferentes organizaciones políticas que velaban por la seguridad del centro y informaban, para tener una imagen en panorámica de lo que estaba pasando.

    Del éxito del 1-O a la huelga general del día 8

    Desde aquel día los comités se han multiplicado. Estos son completamente abiertos a la ciudadanía, en las redes podemos ver como recomiendan ponerse en contacto con otros miembros a través de Telegram. Cómo se ha podido comprobar su nombre cambió; al cambiar la palabra Referéndum por República. Las tareas combinadas de autodefensa, propaganda, eficacia y acción han atraído a miles de personas que creían que la ANC y Òmnium mantenían un perfil bajo post-referéndum. El día 14 de octubre en Sabadell hacían su primer encuentro nacional como organización independiente, para hacer efectivas las tareas de coordinación.

    Después de la cuarta asamblea nacional de CDR en Manlleu, el 4 de noviembre, nació el perfil de Twitter oficial de los CDR de Cataluña, desde el cual se ha facilitado las tareas de coordinación. En esta asamblea se da por hecha la organización interna de los CDR, coordinados ya en el ámbito nacional. Por otro lado, se hace un llamamiento a la participación de todos los ciudadanos para defender la República y la liberación de todos los presos políticos. Además de anunciar las acciones de la huelga del día 8.

    El CDR Catalunya se crea como un paraguas que agrupa en el ámbito del principado todos los CDR. Actualmente también los podemos encontrar en Menorca y Mallorca. Los CDR siguen las consignas de las entidades soberanistas, básicamente ANC y Òmnium, y se ha podido apreciar como el bloque de sus voluntarios pertenecen a partidos mayoritariamente de izquierdas y revolucionarios. De este modo el perfil tópico de un voluntario sería el de una persona joven, antifascista, republicana y feminista.

    La organización actual se basa en asambleas de distritos o pueblos, a la vez divididas por barrios. De estas asambleas de distrito surge una “ejecutiva” formada por miembros de la asamblea que pone a la práctica las decisiones tomadas. Estas “ejecutivas” quieren ser y son un reflejo de las diferentes organizaciones políticas o cívicas que habitan el barrio.

    El miércoles 8 de noviembre se vio como la movilización sobre el terreno de más de 15.000 voluntarios por toda la geografía catalana, provocaron un caos logístico que duró desde las 6 de la mañana hasta las 12 de la noche. Esta movilización, ha sido descrita por diferentes líderes independentistas como gimnasia revolucionaría por acciones futuras. Aquel día también fue el primero que el “mando central” (el CDR de Cataluña) dio instrucciones por Twitter de las diferentes operaciones que se hacían sobre el terreno, dando instrucciones concretas a las células y los voluntarios oportunos; fue la Operación Fronteras. Es evidente que desde el 1-O se hizo un salto cualitativo. Los cortes de la huelga fueron organizados implicando coches en movimiento y voluntarios con responsabilidades más altas que otras, siempre con contacto con un responsable superior. Se organizaron vigías, turnos, víveres, etc.…

    Los comités de defensa de la República son células autónomas, ideológicamente heterogéneas, formadas básicamente por militantes de partidos de todo el espectro ideológico, y pensadas por la acción directa. Nos encontramos con una estructura combativa que puede hacer frente a acciones concretas en manifestaciones de masas. O que puede llevar a cabo tareas de agitación descentralizadas y con un gran nivel de autonomía a la vez que disciplina y eficacia. Una estructura flexible en todos los sentidos del término que se adecúa a las demandas revolucionarias de los diferentes partidos, a la vez que da salida a las inquietudes de movilización de una gran parte del independentismo.

    6,117FansM'agrada
    1,044SeguidorsSeguir
    15,583SeguidorsSeguir

    Si continues navegant per aquest lloc web, acceptes utilitzar les galetes. Més informació.

    La configuració de les galetes d'aquesta web esta definida per a "permetre galetes" i d'aquesta forma oferir-te una millor experiència de navegació. Si continues utilitzant aquest lloc web sense canviar la configuració en aquesta web es defineix com a "permet galetes" per donar-li la millor experiència possible la navegació. Si continueu utilitzant aquest lloc web sense necessitat de canviar la configuració de galetes o feu clic a "Acceptar" per sota de llavors vostè consent a això.

    Tanca